Consejos para “desenganchar” a tu hijo de la Tablet

Te proponemos unos planes en familia para que tu hijo deje la Tablet y vuelva a jugar de verdad.

A lo largo de sus vidas nuestros hijos pasan por una serie de fases donde muchas veces a los papás nos toca tirar de imaginación para no desesperarnos.

Seguro que te suenan la fase de negación, en la que dicen que no a todo, la etapa marrón, cuando se parten de risa al escuchar el clásico “caca, culo, pedo pis” o la época sucia, en la que meterlos en la bañera es una odisea.

Conocerás también la fase perezosa, en la que les cuesta moverse, hacer deporte y despegarse de la tablet o la tele, donde es todo un reto mantenerlos activos.

Si estás en ella, te damos algunos trucos para superarla y disfrutar con tu hijo de muchos momentos alejados de la famosa Tablet  🙂

1.- Probar es divertido. Pon a su alcance una variedad amplia de deportes, que les permita probar y descartar opciones. Veras que el deporte les encanta y que ni siquiera se acuerdan del móvil o la consola ¡Te sorprenderán!

2.- Rutinas también para ti. Son buenas para los niños, pero también para nosotros. Confiesa: a ti también te cuesta salir con la bici, por ello, si todos sabemos que los sábados por la mañana salimos a pasear, a jugar al fútbol o a la piscina nos costará menos.

3.- Rutas mágicas.Descubrir sitios nuevos es apasionante y dar una larga caminata, ir en bici e incluso hacer algo de running es mucho más divertido si les contamos que al final del camino hay un río mágico, un castillo encantado o un barranco desde el que se ve El País de Nunca Jamás.

Estos son algunos sitios que tú puedes hacer mágicos para tus hijos:

  • Hayedo de Montejo (Sierra de Madrid). Este entorno natural tan especial está a tan solo una hora de la ciudad. Su emblemático Bosque de Hayas hará las delicias de los más pequeños y podrás practicar diferentes actividades tan especiales como el turismo ecuestre.
  • Cañón del Ebro (Burgos). Esta ruta de 15 kilómetros es una de las más populares del norte burgalés. Podréis disfrutar de la naturaleza y el patrimonio histórico cultural más pintoresco. Con una dificultad media-baja es perfecta para los más pequeños y puede visitarse en cualquier época del año.
  • Ruta del Río Borosa. Esta ruta, situada dentro del Parque Natural de Cazorla, tiene una belleza espectacular. El recorrido total son 20 kilómetros, pero el final tiene su recompensa: subir a la Laguna de Aguas Negras y la de Valdeazores.

4.- Comparte con ellos. Cada partido es importante para ellos, cada exhibición es una aventura para el equipo al completo. Tú sabes que debes estar ahí. Que no te lien, no hay nada más importante que verle ganar y, sobre todo, verle perder. Mamá y papá deben estar en esos momentos importantes siempre ¡lucha por ellos! Sabemos que para ti estar presente en esos momentos, a veces, también es una competición.

5.- Juega sin más. Juega con ellos sin normas, sin reglas, sin competición, sin Tablet, sin móvil, sin ordenador, solo por el hecho de jugar, correr, saltar, brincar… pero contigo. Eso es lo más importante.

Jugar sin tablet

6.- La edad no importa. Adecua la actividad a su edad, así cuando son menores de 3 años puedes enseñarle a nadar, o a hacer sus primeros pinitos con la bici.

A partir de 4 ya puedes jugar con normas más regladas y jugar a juegos de equipo.

Los de 7 u 8 te van a destrozar, y lo sabes, a ellos seguro que te va a ser más difícil seguirlos, ¡¡¡¡haz lo que puedas!!!.

¿Te animas a ponerlos en marcha ya mismo? ¡Que comience la aventura!

Si te ha gustado nuestro post no dudes en compartirlo en tus redes sociales 🙂