Se trata de un disfraz de nube casero, muy fácil de hacer. Para que los más pequeñines de la casa disfruten de su primer carnaval con este original disfraz.

¿Qué necesitamos?

  • Fieltro blanco
  • Algodón de relleno
  • Goma eva azul con purpurina
  • Alguna cuerdecita para colgar las gotas
  • Trapillo o tela para hacerle los tirantes
  • Diadema blanca
  • Hilo y aguja
  • Tijeras, bolígrafo y cola termofusible

¿Cómo lo hacemos?

En primer lugar dibujaremos 4 nubes iguales en fieltro blanco.

Cosemos dos de las plantillas, dejando un hueco para rellenar la nube. La rellenamos con un poquito de algodón para darle un pelín de volumen pero sin que se llegue a arrugar el fieltro, y terminamos de coser.

A continuación haremos otra nube repitiendo el mismo proceso.

En la parte de abajo de cada nube colgaremos tres trozos de cuerda en la que después irán las gotitas de lluvia. Nosotros hemos usado una con perlitas. Para ello abrimos un pequeño hueco en el fieltro, metemos la cuerda y cosemos de forma que quede sujeta.

Recortamos gotas de goma eva y las pegamos de las cuerdecitas que hemos puesto en cada nube.

Después uniremos las dos nubes con dos trozos de trapillo a modo de tirantes.

Para acabar sólo nos faltará dibujar dos nubes pequeñitas utilizando el contorno de la diadema como base y coserlas entre sí dejando un huequecito en cada lado para meter la diadema.

Y ya tenemos nuestro disfraz casero para bebés.

¿Os ha gustado? ¿De qué vais a disfrazar a vuestro peque este carnaval?