Planes con niños para las tardes en casa

Estos días estamos teniendo unas temperaturas que no invitan nada a ir al parque con los peques, y para los papás es todo un reto el pensar qué hacer con ellos sin tirar de las pantallas. Por eso hoy os traemos juegos divertidos para pasar un rato entretenido en casa.

Se trata de planear una serie de juegos de distintas temáticas para ir cambiando a cada rato, pero si se lo planteais como una yincana, en la que no sepan qué juego será el siguiente, les parecerá el mejor plan del mundo. Y si además invitamos a algún amiguito ¡será mucho más divertido!

– Preparad juntos una merienda divertida. Tomaos vuestro tiempo, déjales que elijan los ingredientes y cómo presentarlos. Aquí os dejamos unas ideas sencillas, pincha en las fotos para ver cómo se hacen:

– Una vez que hayamos recargado las pilas podemos empezar desatando su creatividad: para esto con un poco de plastilina o una pinturas será más que suficiente.

Podemos coger la plastilina y ver quién consigue hacer la serpiente más larga o la torre más alta.

Y para los pequeños artistas aquí os dejamos unos dibujos de Kiconico para colorear: descárgalos aquí.

– Después de un buen rato concentrados seguro que tienen ganas de moverse.

Un clásico que nunca falla es jugar al escondite.

Otra opción puede ser montar un circuito: pasar debajo de las sillas, reptar, saltar hasta tocar algo, andar marcha atrás 10 pasos, hacer una voltereta… Por supuesto antes de empezar calentaremos el cuerpo: el cuello, los hombros, los codos, las muñecas, las rodillas, los tobillos y… ¡a saltar!

Hay juegos que además de ser divertidos se convierten en todo un reto para ellos ¡y eso les encanta!

Podemos esconder piezas de un puzzle o de un encajable por casa para ver si las encuentra todas.

O jugar a hacer torres, a ver quién hace la torre más alta, más ancha, más estable, más rápido…

– Una buena idea es animarles a descubrir la naturaleza.

Se lo pasarán genial con un poco de jardinería en casa, como por ejemplo con el clásico experimento de plantar una lenteja. Simplemente necesitamos un vasito de cristal donde meteremos un poco de algodón húmedo y en el centro nuestra lenteja ¡cuando vean que crece un brote a los pocos días alucinarán!

También podemos coger los muñequitos de animales que tengamos por casa y jugar a adivinar dónde vive cada animal.

Festivales de música para niños

– Para animar la tarde podemos organizar un concierto de rock o una coreografía, ¡si lo hacemos delante del espejo les encantará verse bailar!

O también montar una obra de teatro improvisada con unos disfraces o combinando su ropa con la de papá y mamá.

Esperamos que estas ideas de juegos os ayuden a pasar unas tardes divertidísimas en casa. Y vosotros, ¿tenéis más ideas para jugar en casa con los peques?

Productos relacionados:

También te puede interesar: