Cómo montar una mesa dulce para una comunión

Una mesa dulce o candy bar siempre triunfa entre grandes y pequeños y es una idea perfecta para todo tipo de celebraciones. Os contamos algunos consejos para que montéis vuestra mesa dulce de comunión.

Ya queda poco para la comunión de tu peque y quieres que todo sea perfecto, ¿habéis pensado en montar una mesa dulce? Lo podéis hacer vosotros mismos y sin duda será todo un éxito, además podéis reservar un rinconcito al lado a modo de photocall 🙂

Te contamos algunas claves:

  • Elegir una gama de colores para decorar la zona: un ejemplo puede ser rosa y blanco como en las fotos.
  • Un soporte original para la mesa dulce. Puede ser una mesita antigua, una carretilla, ese mueble tan chulo que tiene tu amiga en el jardín… O también podemos recurrir a una mesa sencilla y decorarla con nuestra tela favorita.
  • Banderines. Los puedes hacer tú mismo con papel de seda o con una tela bonita. También puedes hacer guirnaldas con trapillo.
  • Escoger los dulces. Las protagonistas suelen ser las chucherías de todo tipo, lo ideal es que vayan dentro de la misma gama de colores. También podemos poner pequeñas piezas de repostería.
  • Los recipientes donde pondremos los dulces juegan un papel fundamental. Pero no hace falta gastarnos mucho dinero, podemos usar unos botes de cristal o unas tarrinas de cartón (de las de helado) que sean un monas.
  • Puntos de luz. Las guirnaldas de luces decoran un montón, además son baratas y las podéis encontrar en cualquier tienda. También podéis poner alguna lámpara bonita que tengáis por casa o que compréis, que seguro que después le buscáis alguna utilidad 😉
  • Cosas bonitas. Alguna caja de madera, cestas de mimbre, una maleta antigua, jaulas decorativas…Saca tu lado de interiorista y recopila esas cosas monas que tienes en mente. Además siempre puedes darles tu puntito a estos objetos añadiendo unas flores o algún lazo.
  • El photocall, ese rinconcito donde hacernos fotos chulas, es ya todo un clásico de las celebraciones. Os proponemos poner un collage de fotos del comuniante y un cartel bonito con su nombre, así cuando la gente vea las fotos echas ese día se acordará del protagonista. Nosotros pusimos un arco de flores enmarcando el photocall, pero también podéis poner un arco de globos, pincha aquí para ver cómo hacerlo vosotros mismos.

¿Os animáis a montar una mesa dulce para la comunión de vuestro hijo?

¡Esperamos que os hayan sido útiles estos consejos!