Cómo es mi bebé entre los 15 y los 18 meses

Desarrollo de mi bebé de 15 a 18 meses
¡Otra etapa superada! Tu niño ya tiene 15 meses y va camino del año y medio. Su evolución se nota cada día. Poco a poco va ampliando su campo de movimiento, y además es capaz de expresarse con mayor claridad y hacerse entender cada vez mejor.

Los padres os habéis convertido en unos expertos en comprender sus reacciones, sus emociones y las palabras de su particular lenguaje.

Está creciendo rápidamente y cada día es un nuevo reto superado que va a sorprenderte. Si quieres conocer un poquito más sobre todo lo que te espera estos próximos meses, no te pierdas lo que vamos a contarte a continuación sobre su desarrollo y las actividades con las que más va a disfrutar en este tiempo.

CÓMO ES EL BEBÉ ENTRE LOS 15 Y LOS 18 MESES

A lo largo de todos estos meses tu bebé ha ido perfilando su personalidad. Es posible que se adapte a los cambios fácilmente o que prefiera las rutinas que puede predecir.

Puede que sea un niño muy curioso o quizá sea muy tímido. Observa qué es lo que mejor funciona para él y lo que necesita para que reaccione de la mejor forma posible en cada situación.

Si es tímido dale más tiempo para adaptarse a las nuevas circunstancias y no le presiones obligándole, por ejemplo, a darle besos a personas que él no conoce todavía.

Respecto a la alimentación, ahora que come prácticamente de todo, es importante asegurarse de que lleva una dieta variada y saludable.

Los hábitos alimenticios de los primeros años afectan significativamente a su evolución, desarrollo y costumbres de los años posteriores, incluso de su vida adulta. Es importante además seguir unas rutinas y acostumbrar al niño a un horario.

No es conveniente darle de comer o picar entre horas, especialmente si no se ha alimentado de forma adecuada en la comida anterior, igual que tampoco lo es ofrecerle alimentos que contengan demasiado azúcar.

En esta etapa es probable que ya le hayan salido los primeros molares y comience la aparición de los caninos. Para aliviar las molestias es bueno tener un mordedor siempre a mano, ofrecerle líquidos fresquitos y no preocuparse en exceso por la disminución del apetito que además puede variar según el momento o la estación del año en la que nos encontremos (por ejemplo en verano suelen comer menos, y necesitan a cambio ingerir más líquidos, pero en invierno que suele ocurrir lo contrario).

Desarrollo motriz de mi bebé hasta los 15 meses

Desarrollo físico y motriz

ALTURA Y PESO

Con 18 meses el peso medio de un niño se sitúa sobre los 11Kg, y la talla oscila alrededor de los 80 cm.

Es importante tener en cuenta que estas medidas son siempre aproximadas y orientativas, ya que cada niño tiene un ritmo de crecimiento distinto, el cual debemos respetar, y ante la duda, siempre consultar con vuestro pediatra.

MOVILIDAD

Tu peque comienza a mostrar cada vez más interés por todo lo que le rodea, y descubrir las partes de su propio cuerpo, será una de las cosas que más le fascine en este tiempo.

Le gusta señalarlas y tocarlas para indicarnos cada una de ellas, a la vez que va repitiendo, a su manera, todos sus nombres.

Sus manos son cada vez más precisas a la hora de coger las pinturas y dibujar sobre el papel. En principio hará garabatos y también disfrutará intentando colorear distintas áreas de un dibujo ,aunque no sea muy constante y sólo se aprecien rayas en diferentes sentidos.

En esta etapa es posible que ya se haya decantado por utilizar más una mano o la otra, pero si no lo hace todavía, o utiliza ambas manos por igual, no te preocupes, pues su lateralidad no se verá completamente definida hasta pasados los 3 años.

¿Puede oír un bebé recién nacido?  OÍDO

Sus sentidos continúan perfeccionándose y ya es capaz de identificar muchos sonidos, a la vez que descubre de donde proceden y cuál es su significado.

También le gusta golpear objetos para descubrir el ruido que estos producen, e incluso jugar con su propia voz, variando sonidos suaves y fuertes, (aunque los fuertes suelen ser sus preferidos).

Le encantará gritar y emitir sonidos agudos, por mucho que a ti no te parezca tan divertido.

¡QUÉ SUSTO!

Sus emociones continúan a flor de piel. Es posible que en esta etapa el niño se sienta intimidado al escuchar ruidos excesivamente fuertes como pueden ser el que hace un trueno o los fuegos artificiales.

Mantén la calma, ayúdale a reconocer sus emociones y tranquilízale. Poco a poco se le irá pasando este miedo siempre que tú le des confianza,  entienda qué es lo que los ha producido y sobre todo, que es algo que no va a hacerle daño.

Desarrollo social y emocional

Lenguaje bebé 3 meses

LENGUAJE

Su capacidad comunicativa continua avanzando rápidamente. Entiende ordenes simples y el vocabulario que maneja es de hasta diez palabras, pudiendo variar entre un niño y otro, ya que unos comienzan a hablar antes que otros, pero esto de momento no es algo que nos deba preocupar.

En esta etapa el niño se encuentra en el período “holofrásico”, esto quiere decir que utiliza una palabra para expresar una frase completa.

Para hacerse entender ante esta síntesis comunicativa se apoyará en los gestos para que podamos comprenderle mejor.

El “no” está muy presente en esta etapa y es probable que llore o tenga una rabieta cuando le toque hacer algo que no le guste o quiera.

En estas edades se frustran con facilidad cuando algo no ocurre como ellos quieren, y el llanto o las rabietas será la forma que tu peque tenga de expresar dicha frustración.

SUS GUSTOS

Tu niño ya es capaz de señalar con la mano o de pedir en su lenguaje propio un objeto cuando quiere que se lo acerques, y además cada vez tiene más claro cuales son las cosas que le gustan.

Es importante enseñarle el nombre de los objetos, nombrándolos de forma correcta, aunque él utilice abreviaturas (por ejemplo decirle “chupete” aunque él diga “tete”) y es fundamental además, que le mires de frente para que pueda aprender cómo colocas los labios, los movimientos que haces y cómo vocalizas a la hora de pronunciarlo.

  Qué habiliadades sociales tiene un bebé recién nacidoHABILIDADES SOCIALES

Tu hijo va siendo mucho más autónomo e independiente y cada vez puede pasar períodos más largos jugando solito. Claro que puede hacerlo sentado tranquilo o correteando por toda la habitación detrás de una pelota.

Comienzan a disfrutar de distintos juegos con los otros niños, aunque es posible que continúen los enfados a la hora de compartir juguetes.

Si tiene hermanos o primos mayores es posible que comience a ir detrás de ellos en todo momento y que imite todo lo que hacen.

Es muy beneficioso que si todavía no va a un centro infantil, pueda relacionarse con otros niños, por ejemplo en el parque, para que su adaptación y sus relaciones sean cada vez más fluidas y pueda socializarse mejor.

ANSIEDAD POR LA SEPARACIÓN

Es posible que a tu peque todavía le cueste separarse de ti, por eso es importante que nunca te vayas sin despedirte de él. Esa táctica puede servirte para no oírle llorar, pero le generará ansiedad cuando descubra que te has marchado.

Si tu hijo cree que puedes desaparecer en cualquier momento no te perderá de vista un segundo. Por lo que su atención será nula en los juegos o las actividades que esté realizando si sospecha que te puedes ir.

Siempre que te marches dile adiós de forma tranquila y sosegada haciéndole entender que volverás en poco tiempo para que lo vea como algo natural de lo que no tiene que preocuparse.

Seguro que dejará de llorar mucho antes de que tú dejes de pensar en sus lágrimas.

Desarrollo social y emocional de mi bebé hasta 15 meses
Desarrollo cognitivo del bebé hasta los 15 meses

Desarrollo cognitivo

Memoria de un bebé  MEMORIA

Su nivel de comprensión se desarrolla rápidamente. Su memoria cada vez es mayor, al igual que su capacidad para prestar atención en cualquier actividad.

Comprende las órdenes que le das y es capaz de buscar él sólo los juguetes cuando no los encuentra. Cada vez es más independiente y le gusta disfrutar de su autonomía.

También va siendo mucho más consciente de su propia identidad y es capaz de mostrar una amplia variedad de emociones que van desde el miedo y la rabia, a la alegría y el sentido del humor.

Los juegos y juguetes que más le gustan

MATERIALES COTIDIANOS

A esta edad le encanta observar todo lo que hacéis e imitarlo, o al menos intentarlo. Le encantará jugar con tu móvil, las llaves del coche o el mando a distancia de la TV. Si puedes ofrecerle unas llaves de juguete o un mando también de juguete que se adapte a sus necesidades y no entrañe peligro, no dudes en sorprenderlo. ¡Triunfarán!

LA HORA DEL BAÑO

La hora del baño es una de las más divertidas para los niños. Poder experimentar con el agua es una experiencia muy enriquecedora, que les va a permitir aprender por medio de los sentidos, y disfrutar de grandes momentos.

Cualquier juguete que le permita disfrutar del baño, del movimiento del agua y de sus habilidades con las manos será recibido con gran entusiasmo por su parte.

JUGUETES DE MADERA

En estas edades es muy importante que tengamos especial cuidado con la selección de los juguetes que les ofrecemos.

Una de las cosas que debemos tener en cuenta, es que sean objetos de colores llamativos, que les permitan explorar sin peligro y que les dejen dar rienda suelta a su imaginación.

Es un momento estupendo para que puedan comenzar a interactuar con juguetes y juegos de madera.

¡A BAILAR! 

Con esta edad tu peque ya tendrá claros cuales son de momento sus gustos musicales, es posible que prefiera canciones infantiles, o que le guste el rock, quien sabe.

Lo que sí es importante es que pueda escuchar música de todos los estilos. Seguro que en seguida se pone a bailar, pues es algo que les encanta.

Nuestro consejo: que subas el volumen, olvides tus vergüenzas y te pongas a disfrutar bailando a su lado.

Articulos relacionados