El bebé de cuatro meses

Juegos para bebés de 4 a 6 meses
¡Enhorabuena! Tu bebé ya tiene cuatro meses. Ahora que tu peque avanza camino de los 5 meses te contamos cómo es un niño a esa edad: sus avances, sus nuevos retos y la mejor forma de divertiros juntos.

CÓMO ES EL BEBÉ DE CUATRO MESES

Éste es el mes en el que el bebé se centra en el conocimiento de su cuerpo. ¡Ya logra estar sentado sin que se le caiga la cabeza para los lados y ve nítidamente! Todo esto le va a suponer un gran avance a la hora de explorar el mundo y especialmente a sí mismo. Va a observar con atención sus manitas y sus pies y va a experimentar con ellos.

Éste es el mes en el que comienzan a llevarse la mano a la boca e incluso será capaz de morderse los pies. Estará de foto, pero también estará haciendo un ejercicio fundamental para su evolución.

Por otro lado, su alimentación también da un nuevo giro y comienza a cambiar. Es el momento de comenzar con los semisólidos, las papillas. Así que al final del mes, un nuevo mundo de sabores y texturas se abrirá ante él

¡Qué rápido ha crecido! Ahora ya no para de moverse. No es que vaya a salir gateando de un momento a otro, pero es inquieto y curioso. Ahora no puedes dejarle ni un momento solo, y menos en un lugar elevado, como el cambiador o una cama, porque correría el riesgo de caerse. Es muy importante en esta nueva etapa velar por su seguridad. Sin embargo, este mes será inolvidable y estará lleno de nuevos avances.

Desarrollo físico y motriz

¿Cuánto crecerá tu bebé este mes? Durante el cuarto mes los bebés pesan una media de 580 gr si son niños y 560 gr si son niñas. En cuanto a la talla, pude oscilar entre los 52 cm y los 66 cm.

El mayor logro de este mes es que va a ser capaz de estar sentado, apoyando la espalda, durante un rato largo. Su espalda se ha fortalecido y es capaz de tener la cabeza derecha sin que se le caiga para un lado o para el otro.

Cuando tu niño esté acostado boca abajo comenzará a ser capaz de apoyarse en los antebrazos y mantener la cabeza en alto. Cuando lo coloques boca arriba verás que ya es capaz de levantar los hombros y la cabeza. Por eso, este es el momento a partir del cual los bebés comienzan a morderse los pies. Y es que poco a poco, día a día, tu peque irá ganando en autonomía. Su desarrollo motriz y su capacidad de coordinación va en aumento en relación con el desarrollo de su inteligencia.

Durante las próximas semanas tu peque levantará los brazos y estirará las manos para coger sus juguetes -y decimos SUS porque ahora los reconoce como suyos-. Reconoce ciertos objetos cercanos que le resultan familiares, como sus juguetes o el chupete. Además, ahora será capaz quitarse el chupete de la boca cuando quiera e incluso será capaz de pasarse objetos de una mano a otra. Como ves, su desarrollo va evolucionando a grandes pasos y pronto querrá intentar sus primeros movimientos.

En cuanto a sus sentidos, cada vez se agudizan más y ya puede enfocar nítidamente los objetos a unos 40 cm, además de reconocer los que están más distantes. También será capaz de mantener su atención por más tiempo y su gama de colores es ahora más amplia: verde, amarillo y rojo, ¡por eso le encantan los colores llamativos!

Desarrollo social y emocional

Si en el mes anterior comenzaba su exploración del mundo exterior, en éste comienza la comunicación con los demás.

A partir de ahora tu peque estará muy centrado en hacerse entender e intentará por todos los medios expresar sus estados de ánimo, las cosas que quiere, lo que necesita… Y para lograrlo como decimos hará lo que sea necesario: pataleos, pucheros o unas miradas tiernas irresistibles.

En el cuarto mes tu bebé va a comenzar a desplegar todo un repertorio de sonidos y conversaciones nunca visto. Experimentará con distintos volúmenes de voz y distintas entonaciones, comenzará a interrumpir las charlas de los adultos para unirse a ellas o tener sus propias “conversaciones” e incluso empezará a pronunciar algunas consonantes como la T, la B o la G. Aunque a veces esto de pronunciar depende de su estado de ánimo, como tantas otras cosas, y descubrirás que es más propenso a pronunciar M, P y B cuando no está contento y K o J cuando sí lo está.

La risa también va a ser otro campo de exploración y se reirá a carcajadas o gritará cuando esté contento.

Por otro lado, ahora que su vista es capaz de enfocar nítidamente, va a avanzar mucho en su desarrollo social y va a aprender muchísimo de las emociones de sus padres. Durante este mes aprenderá a reconocer si sus papás están nerviosos, tranquilos o enfadados. Además, tu niño necesita que estés constantemente en contacto visual con él y verá en vuestros gestos y expresiones una pista de cómo está haciendo él las cosas. Por eso es importantísimo reforzar todos sus aciertos con miradas, sonrisas, aspavientos y gritos de alegría. ¡Que se note que lo está haciendo fenomenal!

Desarrollo cognitivo

Su concentración se amplía semana a semana. Verás como ahora dedica mucho tiempo a examinar las cosas. No es un retroceso en su desarrollo, todo lo contrario. Es que ahora está examinado todo con mucho más detenimiento.

Su aprendizaje y razonamiento va evolucionando a pasos agigantados e irá poco a poco descubriendo como distintas partes de algo forman un todo. Es decir, será capaz de reconstruir una imagen familiar como la de su muñeco favorito con solo ver sus partes.

Ahora que ve nítidamente, observa las caras con atención, sigue los movimientos y comienza a interpretar las reacciones y los gestos. A su vez también quiere comunicar si él está contento o triste. La comunicación con tu bebé avanza semana a semana y se irá ampliando en los próximos meses a toda la familia.

Bailando con mi bebé

LOS JUEGOS Y JUGUETES QUE MÁS LE GUSTAN

Le encantará jugar y que tú juegues con él. Mediante los juegos adquirirá nuevas habilidades y perfeccionará todo lo aprendido. Le encantará sobre todo imitarte.

Entre sus juegos favoritos están el “Cu-cu, tras-tras”. Ocúltate detrás de una toalla o cualquier otro objeto durante unos segundos y aparece de nuevo. El peque te reconocerá y gritará lleno de alegría.

Los sonajeros y los móviles siguen fascinándole y ahora sentirá especial predilección por los juguetes que hacen ruido. Disfrutará arrugando papel o con sonajeros y juegos con los que pueda hacer ruidos con la mano.

También te puede interesar:

El bebé de dos meses.

– El bebé de un mes.